viernes, 15 de mayo de 2015

TxokoTxeko. Praga a la vuelta de la esquina.

Con el objetivo de impulsar una nueva ruta aérea, operada por Czech Airlines, que conecta Bilbao con la capital de la República Checa, la agencia de turismo de la República Checa Czech Tourism organizó ayer un evento gastronómico de cocina checa en el txoko Arbat de Bilbao.

El evento, dirigido por los chicos de BlogOnBrands, me parece una forma novedosa e interesante de impulsar esta nueva ruta, que va a conectar de Junio a Septiembre las dos capitales en tan solo dos horas y media.

Como ya sabéis, siempre ando buscando nuevo destino de viaje, así que esta nueva propuesta me parece más que interesante. 
Las salidas desde Bilbao se realizarán los lunes y los jueves a las 7:45 y los vuelos de vuelta Praga-Bilbao se realizarán los jueves y domingos a las 18:15.
Hay tres cosas que me gustan de esta nueva conexión aérea:

  • Horario.El horario de la ruta nos permite hacer una escapada de viernes a domingo en el caso de no disponer de mucho tiempo y de lunes a domingo en el caso de andar más desahogados.
  • Conexión directa entre las dos capitales. Sin transbordo, nos plantamos en Praga en un santiamén.
  • Precio. Aun siendo un vuelo directo y acostumbrados a las altas tarifas, el precio es asequible, ya que por ejemplo, sin buscar mucho, he encontrado un vuelo Bilbao-Praga del 17 al 20 de Julio (en pleno verano) por 124,56€.

La oferta de la ruta aérea ya es atractiva de por si, pero después del evento donde nos mostraron muchas de las maravillas del país, parece más atractiva todavía.
Así que comenzamos el evento catando un vino blanco de la región de Moravia, concretamente un Moravino Chardonnay del 2012, el cual además de gustarme, me sorprendió muchísimo con su matices a piña y mango.

Acto seguido nos pusimos el delantal ¡y a los fogones!
El calor y el ajetreo de la cocina se disiparon en el momento en el que nos propusieron una cata de cervezas checas muy interesantes.


En principio me atreví con una cerveza negra, concretamente la Praga Dark Lager, que me gustó mucho, con un toque a toffee y chocolate. Más tarde pude probar la rubia, una cerveza de tipo Pils llamada Budějovický Budvar (sí, los nombres en general se nos hacen complicadillos :-D) muy rica, aunque quizás la negra me sorprendió más, aunque se hacía más cansada.

El menú estaba compuesto por una crema de patata y champiñones que se llama kuladja, goulash y strudel de postre.
Estaba todo buenísimo, la verdad es que Markéta, la responsable de Czesch Tourism, nos trajo una muestra riquísima de gastronomía de su país, que personalmente me gustó mucho, ya que nunca había probado este tipo de cocina y tengo que decir, aunque alguno alucinará al verlo, que estaba rica ¡hasta la crema de champiñones!


Después de todo lo que nos contó Markéta de su país y de la especial velada del día de ayer, me di cuenta de que República Checa es mucho más que Praga y aunque inicialmente era un destino que tenía en mente para una escapada, creo que este pequeño país con una extensión parecida a la de Andalucía, merece unos días más.
Hubo varias cosas que llamaron mi atención, como la posibilidad de visitar un viñedo en la región de Moravia o visitar la fábrica de cerveza que dio nombre a la cerveza de tipo Pils en Pilsen, que además este año es capital europea de la cultura.
Por otro lado, no conocía lo que llaman "Paraíso Checo", pero he estado echando un vistazo y me parece un sitio estupendo para impregnarte de pura naturaleza. 
Paraíso checo o bohemio *
También me parece tentador Karlovy Vary por sus manantiales termales y me he quedado fascinada con la belleza de algunos de sus castillos, particularmente el de Karlstejn.
Castillo de Karlsjten *
Karlovy Vary *
También nos habló de la iniciativa gastronómica Czesch Specials que me encantó. La idea es que cuando visitas un país te gusta probar sus platos locales y en muchas ocasiones es complicado o bien por las diferentes fusiones de comidas que existen o porque no se sabe a donde acudir.
El requisito para que un restaurante tenga la etiqueta de Czesch Specials es que contenga en su menú al menos una especialidad nacional y un plato tracional de alguna de las diferentes regiones checas.

También estuvimos hablando sobre el clima del país y la mejor época para viajar parece que va de Mayo a Octubre, ya que el resto de meses son más fríos y se dispone de menos luz, aunque también nos habló de lo bonito que se pone Praga en Navidad.

Pasamos una velada maravillosa entre risas, historias y fogones.
Me ha encantado el trocito de República Checa que he tenido la oportunidad de conocer y me he quedado con ganas de más, así que la República Checa sube hasta las más altas posiciones de mi ranking personal de sitios por conocer y espero poder visitarlo pronto y poder contároslo.
Muchas gracias a Haritz y Rebeca de BlogOnBrands y a Markéta de Czesch Tourism por contar con este blog para el evento 
¡Que siga el viaje!


* Imágenes procedentes de http://www.czechtourism.com/

4 comentarios:

  1. Janire, todavía no has ido y ya has conseguido ponernos los dientes largos... Yo también lo apunto en mi lista!

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Vaya, el paraíso bohemio!... Janire, anóta mi pais a tu lista, donde piña, mango, café y chocolate hay de sobra, aunque no lo crea... Morirías del gusto, por eso y más...

      Eliminar

Licencia de Creative Commons
Que empiece el viaje ya by Janire López Irazu is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en quempiecelviajeya.blogspot.com.
Permissions beyond the scope of this license may be available at http://quempiecelviajeya.blogspot.com/.